Un coladero

Una reciente comparecencia ante un comité del senado norteamericano de Peiter Zatko, el que fuera jefe de seguridad de Twitter, ha revelado el descontrol interno que sufre la misma, una situación que el compareciente ha asegurado que incluso afecta a la seguridad nacional de los Estados Unidos de América

Es como ha calificado el exjefe de seguridad de Twitter, la seguridad que impera en la red social que pronto puede ser propiedad de Elon Musk.

Su valoración sobre la seguridad de la red social de pájaro azul la ha realizado en una comparecencia ante un comité del Senado de los Estados Unidos.

Entre las “perlas” que ha soltado Peiter Zatko se encuentran el descontrol interno de acceso a la información y que algunos de los empleados de Twitter pueden estar espiando para potencias extranjeras.

Twitter se ha cerrado en banda y ha negado con rotundidad los datos aportados porque el fuera de una de las cabezas visibles del grupo de hacking ético L0pht, aduciendo que es una venganza por haber sido despedido.

Amenaza para la seguridad nacional

Así ha llegado a calificar Zatko los fallos de seguridad que tiene Twitter, así como que ponen en peligro los datos de los usuarios de esa red social.

Zatko trabajó en Twitter desde el 2020 hasta el pasado enero, y ha afirmado, bajo juramento, que intentó ponerse en contacto con los más altos ejecutivos de la compañía para informarles que había graves problemas de seguridad.

Ha sido precisamente la denuncia de Zatko en la que se ha escudado Elon Musk para echarse atrás en la adquisición de la red social de microblogging.

Falta de seguridad en los datos de los usuarios

Para Zatko el problema de los datos que maneja Twitter proviene de un descontrol total de esa información: Twitter no sabe cuánta información tiene de los usuarios, no sabe dónde la tiene y como fluye la misma.

Para el exjefe de seguridad de Twitter, la compañía solo tiene un control efectivo del 20% de la información que maneja, como son los correos electrónicos de los usuarios, sus números de teléfono y la geolocalización.

Por otro lado, tampoco hay un control de quién tiene acceso a la información y para qué, ya que en su opinión hay muchos empleados que tiene acceso a demasiados datos de todo tipo, tanto de los usuarios como de los sistemas informáticos.

A decir de Zatko el descontrol de Twitter pone en peligro la seguridad nacional de los Estados Unidos y a la propia democracia estadounidense.

Twitter estaría ocultando información a las agencias federales que se encargan de regular e inspeccionar el sector de las tecnologías de la información.

Servicios de inteligencia

Para el que fuera cabeza visible del grupo de hackers Cult of the Dead Cow serían varios servicios de inteligencia extranjeros los que tiene infiltrados agentes dentro de Twitter, entre ellos los servicios de información chinos e hindúes.

Twitter carecería de la pericia como para buscar entre personal esos agentes de inteligencia de potencias extranjeras, y solo se entera cuando el FBI u otra agencia federal de seguridad encuentra a algunos de ellos.

Durante todo el tiempo que Zatko estuvo en su puesto de director de seguridad, Twitter solo fue capaz de detectar a un agente de inteligencia hindú dentro de la compañía.

Cuando él directivo lo puso en conocimiento de otros empleados de la compañía, la respuesta más habitual es que había que seguir creciendo en número de empleados inclusive con el riesgo de que algunos fuese un agente de inteligencia de alguna potencia extranjera.

Paralelismo con Facebook

La “cantada” de Zatko recuerda mucho a la que protagonizó Frances Haugen, una empleada de Facebook que sacó todos los trapos sucios de la compañía que dirige Mark Zuckerberg en una comparecencia ante un comité del Senado.

Tanto Zatko como ella han admitido que las redes sociales son un caldo de cultivo ideal para magnificar el odio, la desinformación y dañar la salud mental de los jóvenes.

Y a ello Zatko añade un factor más que hace dañina a Twitter: la existencia de muchos empleados que tienen acceso a información sensible para la red social que fundase, entre otros, Biz Stone.

Twitter, a la hora de borrar la información de un usuario que se ha dado de baja, se deja muchos flecos de información de ese usuario, principalmente porque carece del conocimiento de donde está alojada toda esa información.

La adquisición de Twitter en el alero

En pleno juicio por la no adquisición de Twitter por Elon Musk, que adujo, entre otros motivos, la falta de seguridad de la red social; las revelaciones de Zatko se alinean con la estrategia de defensa del magnate sudafricano.

En juego se encuentra un negocio de 44.000 millones de dólares, que es lo que Musk estaba dispuesto a pagar, aunque era, o será, depende, dinero de los bancos no de su patrimonio personal.

La primera vista del juicio está programada para octubre, aunque los accionistas de Twitter han dado su pláceme para que Musk adquiera la red social.

Se ha formado tal embrollo en lo que respecta a la adquisición, que habiendo sido llamado para comparecer por el senado el director general de Twitter, el hindú Parag Agrawal, este adujo que eso podía interferir en el juicio que juzgara a Musk.

Sin embargo, algunos senadores han indicado qué si efectivamente Twitter está suponiendo un menoscabo para la seguridad nacional de Estados Unidos, eso está muy por encima las consideraciones de un pleito civil, como es el que Twitter ha urdido contra Musk.

Mientras tanto medios de comunicación norteamericanos como el del resto del occidente esperan con sumo interés que comience la batalla legal entre el propietario de SpaceX y la dirección de Twitter.

Si el ingeniero sudafricano perdiese el juicio, se vería obligado a adquirir la compañía radicada en San Francisco, en unos momentos en los cuales no se sabe si los bancos que iban a financiar la misma seguirán interesados en la operación de compra.

Fuente – el diario / Peiter C. Zatko en Wikipedia

Imagen – John Brighenti / U.S. Secretary of Defense / Phillip Schatz / Skjoldbro / SumOfUs / Maurizio Pesce

Publicado por Gonzalo Sánchez del Pozo

Sobre todo apasionado: de las letras, de los paisajes, de los lugares insondables, de las historias, de los personajes, de las situaciones, de los mares, de las montañas. Nómada, como cantaba Franco Batiatto, "que busca los ángulos de la tranquilidad, en las nieblas del norte, en los tumultos civilizados, entre los claros oscuros y la monotonía de los días que pasan".

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: